HOLA AMIGOS


Bienvenidos a mi blog. Este será un sitio dedicado a la raza que me apasiona, el cocker spaniel ingles, y en general a todos los perros, con raza o sin ella. Aquí iré colgando temas relacionados con ellos, con los cocker y todo aquello que me parezca interesante, sobre veterinaria, etología etc...

Encontrarás que algunos artículos sobre el cocker son un poco técnicos, pero la mayoría son para todos los públicos. ¡No te desanimes !



Agradecimiento:

Me gustaría agradecer a todas las personas que nos han ayudado, explicado y aguantado tantas y tantas cosas, y que han hecho que nuestra afición persista.

En especial a Pablo Termes, que nos abrió su casa de par en par y nos regaló jugosas tardes en su porche contando innumerables “batallitas de perros”. Suyas fueron nuestras dos primeras perras y suya es buena parte de culpa de nuestra afición. A Antonio Plaza y Alicia, también por su hospitalidad, su cercanía, y su inestimable ayuda cada vez que la hemos necesitado. También por dejarnos usar sus sementales, casi nada. Y a todos los criadores y propietarios que en algún momento, o en muchos, han respondido a nuestras dudas con amabilidad.

Y, por supuesto, a Rambo, Cibeles y Maripepa, a Chulapa y Chulapita, y a Trufa, como no, y a todos los perros con pedigrí o sin el, con raza o sin ella por ser tan geniales.

Muchas gracias


Te estaré muy agradecido si después me dejas tus impresiones en forma de comentario.

Espero que te guste y que vuelvas pronto.



PARA LA REALIZACIÓN DE ESTE BLOG NINGÚN ANIMAL HA SIDO MALTRATADO




miércoles, 10 de mayo de 2017

LOVE IS THE DRUG


La oxitocina es una hormona cuya función en el cuerpo está relacionada con procesos afectivos. Su presencia en el cuerpo provoca un aumento de las conductas de filiación, empatía, etc Tal es su efecto beneficioso sobre el físico de las personas que se la conoce como la hormona de la “felicidad” o de los “abrazos“. Son muchas las situaciones en las cuales nuestro cuerpo la segrega. ¿Y por qué hablar aquí de ello? Porque diferentes estudios científicos han demostrado que la presencia e interacción con los perros de compañía está relacionada con un aumento en la segregación de esta sustancia.


En un estudio de la Universidad de Skövde, varios científicos demostraron que las personas que besaban más a sus mascotas, presentaban mayores niveles de oxitocina que aquellos que no lo hacían. Así mismo, estos niveles eran significativamente mayores en aquellos que tenían una percepción positiva de su relación con el perro: entendían que los cuidados que le deben al perro no eran una carga. También tenían más altos estos niveles aquellas personas que usaban más recompensas sociales (abrazos, caricias, etc) que individuales (comida) como premio.
Así mismo, el equipo de la Universidad de Azabu y la Universidad de Jichi dirigidos por Miho Nagasawa demostraron en su estudio que aquellas personas que interactuaban con su perro más de dos minutos a través de la mirada, tenían niveles mayores de oxitociona, que aquellos que lo hacían por menos tiempo.


Pero no sólo eso, estos y otros estudios, también reflejan que no sólo es bueno para nosotros, sino también para nuestros perros; ya que ellos también liberan oxitocina en estas situaciones. Así pues, si tenéis ganas de dar un apretón a vuestro perro, ¡adelante! ellos y vosotros mismos os sentiréis mucho mejor.


Publicado en Perruneando

No hay comentarios:

Publicar un comentario